La educación en el Colegio Árula se sustenta en cuatro principios fundamentales:

  • Educación integral

    Defendemos una educación más completa para que nuestros alumnos desarrollen todas sus competencias: no sólo conocimientos, sino también habilidades sociales, físicas y emocionales.

  • Atención a la diversidad

    Atendemos a nuestros alumnos de forma inclusiva e individualizada.

  • Compromiso social

    Nos esforzamos en la enseñanza de la convivencia, como ciudadanos y miembros proactivos que viven y se desarrollan en sociedad.

  • Educación en libertad

    Fomentamos el respeto por las diferencias, el pensamiento crítico, las inquietudes, el afán de superación y dotar de las herramientas imprescindibles para alcanzar la autonomía en el aprendizaje.

Pretendemos construir la educación a partir una metodología activa, a la par que conseguir un nivel académico excepcional. Para lograrlo, nos basamos en:

  • Enseñanza activa
    El alumno aprende haciendo, es el protagonista de su proceso de aprendizaje.
  • Respeto por la Individualidad y originalidad
    Cada alumno tiene un potencial que es necesario descubrir y encauzar para que lo desarrolle.
  • Velar por el equilibrio socio emocional
    La atención e intervención en la formación socioemocional es vital para favorecer el desarrollo integral de los alumnos.
  • Construir aprendizajes significativos
    Éstos les motivan a elaborar un pensamiento crítico, creativo y autónomo.
  • Método científico
    Formamos a los alumnos en los procedimientos propios del pensamiento científico, reflexivo, indagador, crítico y creativo.
  • Aprender con otros
    Aprender a compartir espacios de aprendizaje y producción con otros compañeros.

Todos estos objetivos que nos proponemos serían impensables sin la colaboración activa de las familias, estableciendo criterios comunes de actuación en la educación de los niños. Queremos que todos los miembros de la Comunidad, las familias, los profesores, los alumnos, … se sientan identificados con el colegio, que lo consideren como algo suyo y se sientan orgullosos de la educación que reciben, del uniforme que visten y de la forma de ser y sentir del Colegio Árula.